Mi niño Hugo empieza a crecer

baby

martes, 20 de enero de 2009

SARDINAS A LA PLANCHA

SARDINAS A LA PLANCHA


Bueno, considero que ésta no es una receta propiamente dicha, pues no requiere una elaboración ni un conocimiento en cocina, pero me parecía interesante hacer honor a nuestra DIETA MEDITERRÁNEA, y en éste caso, a las propiedades tan interesantes que el pescado azul proporciona a nuestro organismo, las cuales reinan por encima de las otras carnes ya que contiene bioproteínas de mayor valor nutritivo que éstas últimas, además de aminoácidos y ácidos grasos como el omega 3.

El pescado posee un alto contenido de grasos poliinsaturados de la serie omega-3, componentes fundamentales de los fosfolípidos de las membranas celulares que favorecen los intercambios químicos.

El pescado de preferencia en la dieta mediterránea es el pescado azul, como la caballa, el atún y la sardina, que es el que contiene las grasas poliinsaturados que ayudan a prevenir las enfermedades cardiovasculares por sus propiedades antiinflamatorias y vasodilatadoras, que facilitan el flujo sanguíneo hacia el corazón.

Consejo: la mejor manera de consumir pescado es al vapor, al horno o a la plancha, sazonado con aceite de oliva.

Ingredientes:

Sardinas muy frescas

Sal gorda

Aceite de oliva

Una sartén antiadherente

Un buen extractor o un buen ventanal


Preparación:

Creo que no hace falta decir cómo se preparan unas sardinas, es algo tremendamente sencillo!!


Ponemos unas gotas de aceite de oliva en la sartén, colocamos las sardinas con un poco de sal gorda y dejamos cocinar hasta que se pongan doradítas!!

Conectamos el extractor a toda pastilla, para evitar que la casa se impregne de olor a sardinas por varios días (casi inevitable).

Lo ideal es hacerlas asadas y si se comen cerca de la playa o en el campo, es único!!


Fuente de información: nutricion.pro

10 comentarios:

cibercuoca dijo...

Hola Cris , aunque no tenga una receta como dices, lo lindo de todo esto es ver y compartir lo que comemos en cada casa y en este caso lo bien que nos hace a la salud, me refrescatste la memoria, tendré que comer más pescado.
Lo del olor que dejan las sardinas en la cocina es tal cuál, aun con el extractor encendido.
Besos

Zerogluten dijo...

Yo por eso no las suelo hacer en casa, es que soy muy petarda con los olores.
Por cierto, ahora que estás embarazada supongo que habrás notado lo mucho que se acentúa el olfato, eh?
En Málaga en la mismita playa ponen unos espetos de sardinas de caerse de culo (con perdón)
Besitos sin gluten

Ana dijo...

Que sabrosas y cuantas vitaminas nos aportan, todo en ellas son virtudes, sólo tiene un defectillo...en olor que te deja en las manos, pero que te frotas con media rodajita de limón y asunto solucionado.Besos.

ana maría dijo...

Por ahora...paso de sardinas, con lo que me gustan no puedo ni pensar en ellas jajaja. Yo en casa sólo las preparo de esta forma: las pongo todas en fila sobre papel albal y luego hago un paquete que pongo directamente sobre la sartén (sin aceite y sin nada), primero por un lado y luego por otro, las dejo bastante porque me gustan doraditas...y nada de olor en la casa, te lo aseguro.
A ver si llega el buen tiempo y a disfrutar de unos espetos con una ensalada de pimientos en la playa de Malaga. Bss

lafalleradelsvents dijo...

Las suelo comer muy de vez en cuando, porque no son de mi devoción....y por culpa del olor yo también soy tikismikis(es lo peor), he dado unos premios y tu eres una de las afortunada (bueno tu y el baby) espero que te guste....
un besito

Marta dijo...

Hola, me encanta, pero como ha dicho alguna chica por aquí...tampoco la hago en casa, el olor es muy fuerte...buen Post, un beso,

la sopa gansa dijo...

Yo mato por un plato de sardinas a la brasa al lado de la playa!!!!!

mi pescado favorito!!
me ecnanta que las hayas fotografiado, es que me llega desde aqui el olorcito.....cuando estaba embarazada me dio por comer sardinas y caballas.....y todavia sigo, vamos, que el "antojo" se me quedó para siempre, jiji

TROTAMUNDOS dijo...

Buenoooo pero que te digo yo, como buena malagueña me pirra un buen espeto en la playa, y es que no hay cosa más rica que disfrutar de este pescado mirando la mar ....

Ya mismo estamos en verano y podremos disfrutarlo, jaja

Besotes guapa, un tentación ver esas fotos.

Dolorss dijo...

Las sardinas, aunque no lo parezca es un majar de dioses, lo tienen todo, hasta el olor al cocinarlas, por eso yo desde hace tiempo las cocino en el horno y me evito humos , olores, ...
Hay que alimentarse bien y sano!!!
cuidate, besos

Cristina dijo...

CIBERCUOCA, tienes razón ni con un extractor se libra uno de las sardinas! jeje, pero merece la pena un poquito de salud! Un besito.

ZEROGLUTEN, que razón tienes, la verdad es que no tengo nauseas ni vómitos con el embarazo, pero los olores me tienen frita, hay muchas cosas que antes me gustaban y que no puedo ni olerlas ni mirarlas! aunque otras me sientan de maravilla! Un besito!

ANA, pues sí, ya ni me acordaba el limón hace milagros, lo tendré en cuenta para la próxima, porque eso de comerse las sardinas con cuchillo y tenedor no tendría ninguna gracia!! Un beso.

ANA MARÍA, entiendo que no puedas ni probarlas aunque ya te va quedando menos!! Me encanta tu idea de hacerlas en papel de aluminio y en la sartén, no tenía ni idea!! esto lo tengo que probar!
Un besote.

FALLERA, Gracias, me paso por tu blog. Besitos.

MARTA, me alegro que te guste, a ver si probamos la idea de Ana María! Un beso.

TERE, jaja, ;P que graciosa que eres, pues el cuerpo es sabio y si te pedía el cuerpo pescado azúl era porque le hacía falta!! la verdad es que es una maravilla disfrutar de sabores tan ricos! Un besote.

TROTA, es algo que me queda pendiente, saborearlas mirando al mar, adoro el mar!! éste verano no sé si podré ir a verlo! estaré algo "gordita", pero de pensarlo se me pone la piel de gallina, maravillosa tierra Málaga!! Un besote guapa!!

DOLORSS, buena idea también, no había pensado en hacerlas al horno, lo tendré en cuenta, porque no pienso renunciar a comerlas!! Un besote.